jueves, 27 de febrero de 2014

Entre dos aguas

Paco de Lucia UV
By Denis Sklyarskiy (Own work), via Wikimedia Commons
Entre dos aguas nos deja Paco de Lucía con su muerte. Huérfanos de su guitarra. De la emoción que transmitían sus dedos. Lo veo en en reportaje de TVE y su voz tan tranquila me deja casi aturdida de la emoción. Qué sosegado, qué calma respira, qué pasión por la música. Siempre me ha emocionado escuchar "Entre dos aguas", en especial, y su música en general. Es de esa música que te hace parar a escuchar, que te pone los pelos de punta y te remueve por dentro. 

A mi de pronto me transporta a mi infancia. Parece que estoy tranquila escuchando la música de Paco sentada sobre un taburete alto y haciendo pendientes y pulseras de bisutería en la tienda "Somnis" de mi padre. Porque "Entre dos aguas" amansaba a las fieras (a mis hermanas y a mí). Incluso es como si pudiera oler el incienso quemándose, mezclado con el olor de alguna vela que se va derritiendo poco a poco. Veo el humo del tabaco de mi padre. Le escucho hablar con sus amigos, los hippies que pasaban tardes enteras acodados a la mesa de trabajo de la tienda como si de un bar de tratara. Siempre pensé que los turistas que ocasionalmente entraran en aquella tienda tan bonita (la más bien decorada de la isla, os lo aseguro, aunque debe ser de las que menos vende) debían pensar que éramos un conjunto de personas más bien extraño. Niños y adultos mezclados, sin saber quién de aquel grupo de amigos era el que debía atenderles. Hasta que aparecía mi padre tras el tablero con su barba espesa y su mirada traviesa a chapurrear cuatro palabras de inglés o francés combinadas con muchos aspavientos y los guiaba entre los tesoros escondidos en la tienda.

miércoles, 19 de febrero de 2014

Columpios divertidos: volar en dragón

Parque Pompeu Fabra (c) Celia Ramón Wyser
El parque es opción obligada para pasr una tarde cualquiera con niños pequeños. Han de correr, saltar, airearse, jugar con otros en un espacio controlado... Así qué haga frío o calor, ahí estamos el elenco de sufridas madres, abuelas y algunos pocos padres (en paro) mientras nuestros vástagos acaban de rebozar bien la ropa que está mañana y durante un inmaculado momento estaba limpia.
Sin ir más lejos, esta mañana les he puesto las chaquetas que había limpiado por millonésima vez desde que la compramos hace tres meses. ¿He dicho que estaban limpias? Pues eso, "estaban".
Ir al parque con gemelos no es tarea fácil.

domingo, 9 de febrero de 2014

Trucos para superar un fin de semana enfermos

Izan y su varicela (c) Celia Ramón Wyser
En un fin de semana en casa con gemelos de tres años, que además es el segundo fin de semana (o el tercero), por obligación, en cuarentena obligada a causa de gripes y varicela, más vale tener algunas ideas para entretenerse más allá de tirarse en el sofá a ver pasar las horas. Como decía en mi anterior artículo, no es fácil superar una enfermedad con gemelos, tanto si los enfermos son ellos como si eres tú. Ahí van algunos trucos que me han funcionado.

Para el momento viral álgido: 

Disney, Warner, pelis y la tele nos han salvado cuando la fiebre y los peores momentos nos tenían para el arrastre. Hemos visto abrazados en el sofá y tapados por la manta mogollón de películas. Y digo mogollón. La Sirenita 1 y 2 que tenemos en la tablet, la mayoría gratuitos, muchos educativos. Me gustan y alucino con su destreza. Pero eso, otro día. (horrorosa, la verdad), Harry Potter (unas cuantas de la saga), La Bella Durmiente, El Rey León, Bambi, Gru... También hemos visto en la tablet con la aplicación de Clan TV y del club Súper 3 otra pila de Ben y Holly (me caen bien estos gnomos y hadas, mejor que Dora la Exploradora que encuentro repelente, la verdad),  Pepa Pig, Pac Man (sí, sí, el comecocos en dibujos, ver para creer) y la recién descubierta La Gata Lupe, que son como cuentos, muy chulo. 

Cuando ya han mejorado, han jugado con los puzzles instalados en la tablet, dibujado, dado de comer a monstruos y peinado a animales con los juegos de Toca Boca, leído cuentos... Un día os pasó todos los programas







Y sí, son muchas horas de pantalla, pero creedme que cuando ellos están tan mal y rabiosos de los granitos, yo no me veo con fuerzas de negarles lo poco que les distrae de sentirse mal. 

sábado, 8 de febrero de 2014

Gemelos enfermos, madres enfermas


Estamos de cuarentena, reproduciendo los virus de la gripe y la varicela dentro del pequeño micro clima, reproduciendo los virus de la gripe y la varicela dentro del pequeño micro clima que es nuestro hogar conformado por papá "yo no pillo nada", mamá "que vengan los virus a mí", y los mellizos "ahora tú, ahora yo". 

Es desesperante y no tiene visos de mejora a corto plazo. Más bien acabamos de empezar con la varicela, ahora que pensábamos que habíamos superado la súper gripe de este año, y no hago más que mirar compulsivamente la espalda y cualquier signo de granos sospechosos en Pol y en mí misma. Y es que mi augusta madre no recuerda quién de las cuatro hermanas que somos pasó qué virus (ella no tenía un blog ni es de apuntar en agendas como mi abuela suiza). Según ella, alguien tuvo varicela, y alguien sarampión o rubéola. Vamos, algo de granos y manchas y picores y fiebre. Estoy paranoica. Santa paciencia que tiene el padre de esta familia. Claro, como él es el "inmune" y yo lo pillo todo multiplicado por diez mil...

Cuando los gemelos enferman


Cuando dos bebés, niños ya, se ponen malos, la casa es un verdadero caos. En parte te encuentras deseando que "si lo tienen que pasar, que sea de golpe, los dos a la vez", y luego te sientes la peor madre del mundo porque a ver quién quiere ver a su hijo, normalmente un terremoto, alicaído, quejoso, pasándolo mal y en el mejor de los casos, somnoliento como si una mosca tsé-tsé les hubiera picado. Pero es que tener gemelos enfermos es agotador se miré como se mire:

Instagrameando con @celiaramon

MIS ENTRADAS MÁS POPULARES